The Redskins

Cempazúchitl, DC

Se puso de moda hablar de deportes en este blog.

Para seguir con la corriente, les cuento que el domingo pasado estuve en el partido de los Red Skins contra las Águilas de Philadelphia. En varias ocasiones he enfatizado el hechod e que en DC no hay una comunidad, algo que aglutine a la población de la ciudad. Lo que hay es un mosaico de 7 u 8 grupos de gente que más o menos conviven entre sí, y una underclass de negros.

Los 80, cuando DC estuvo en uno de los momentos más bajos de su historia, fueron los tiempos dorados de los Redskins. El equipo le dio un soplo de esperanza y orgullo a la ciudad, algo así como los atletas cubanos, único orgullo de una sociedad cada vez más empobrecida (aunque, a diferencia de los cubanos, los Redskins no son los juguetes particulares del gobierno de la ciudad).

Todo esto cambió hace unos años, cuando un tipo llamado Daniel Snyder compró el equipo en 1999 y lo despojó de su mística para convertirlo en una máquina de quitarle dinero a una de las aficiones más fieles del país. El City Paper, periódico gratuito multileído en DC publicó hace poco un artículo sobre Snyder y sus desventuras que fue ampliamente comentado y referenciado a nivel nacional. Snyder demandó a la publicación pero eventualmente desistió. Los fans de los Redskins han hablado de boicotear  Snyder durante años con poco éxito, en parte porque todavía quedan nostálgicos de los 80, pero en parte también porque la experiencia de ir a un juego de la NFL es muy disfrutable, como lo vi la semana pasada.

Nada más salir del metro, hay activistas sociales con pancartas diciendo “American Natives are not sport teams mascots“, haciendo referencia al nombre del equipo, considerado denigratorio para los indios de este país. En el estadio hay mucho ambiente; se ve a los Estados Unidos profundos, cosas que uno por lo general no ve haciendo a los gringos a menos que estén fuera de su país: gritar, insultar, abuchear al rival, comportándose sin civismo; en términos gringos; being mean. La banda se puso frenética porque el quarterback del equipo rival tuvo que salir por lesión; gritaron con cada jugada, y lloraron cuando era evidente que los Redskins iban a perder (el quarterback tuvo una actuación deplorable con 4 intercepciones y menos de 300 yardas).

Ir al estadio de americano sirve para humanizar a los gringos, ver que los springbreakers no son el prietito del arroz de una sociedad que se cree perfecta. Los gringos rompen la ley y son tan vulgares (o más, incluso) como el que más. La única diferencia es que en su país tienen un marco legal muy estricto y respetado. Pero esa no es una diferencia mejor.

De todos los deportes que tiene esta ciudad he ido a todos salvo al basketball y al fútbol; este último por higiene. La semana que entra hablaré del hockey, que amenaza con destronar al fútbol americano como símbolo de la ciudad tras la patética administración de Snyder.

Anuncios

Acerca de sietecuidades

Siete cronistas para siete ciudades. Los lunes Federico desde Buenos Aires, Pablo desde Madrid los martes, desde Taipei los miércoles Iker, en movimiento trashumante desde la Ciudad Autónoma de Mis Zapatos Juliat cada jueves, Sergio desde Nueva York los viernes, desde Beijing llega los sábados Guille, y los domingos Daniela desde Cochabamba.
Esta entrada fue publicada en Washington. Guarda el enlace permanente.

5 respuestas a The Redskins

  1. Pablo dijo:

    Cómo me encanta leer sobre cosas así. Espero el post de los Capitals con ganas (y uno de los Bullets que dejaron de ser Bullets para ser Wizards y seguir sin ganar, también lo vería bien)

  2. Aletz dijo:

    Guau! Qué ganas de ver un partido de la NFL en vivo. En dos semanas van los 49ers!

  3. Aletz dijo:

    Por cierto, qué ha hecho el dueño para que lo odien tanto?

  4. Aletz: lee el link que puse. El hombre es una crápula.

  5. Aletz dijo:

    Guau! Pobres Redskins. Mi primo fue su gran fan!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s